martes, julio 23, 2024
martes, julio 23, 2024

Sara Facio, la magia de lo real

.

Las noticias afirman que Sara Facio murió a los 92 años. Fotógrafa. Feminista. Lesbiana. Pareja de María Elena Walsh. Todo eso y mucho más, en cualquier orden. En una radio se dice que “hizo lo que quiso” durante toda su vida.

No le gustaba usar flashes en sus fotografías. Tampoco trucos de iluminación. Evitaba cualquier artificio. Su desafío siempre fue encontrar la magia de lo real, lo auténtico y puro.

Lo sabía Jorge Luis Borges, que subía al Fiat 600 de Sara para trasladarse donde sea para que ella lo fotografíe. También Julio Cortázar, incluso aquella vez en 1967 en la sede de la Unesco en París con un cigarrillo en la boca, una imagen que es ícono para la historia de la fotografía del siglo 20.

Julio Cortazar, por Sara Facio, 1967
Julio Cortázar, por Sara Facio, 1967

“Yo iba adelante con los faroles, que me critiquen, que digan lo que se les antoje”, dijo Sara sobre su “método” de trabajo y filosofía de vida.

Es que el feminismo la atravesó como un rayo, la empujó siempre hacia adelante en un mundo de varones. Incluso, o sobre todo, para hacer lo que nadie había hecho.

“Antes de mi época, los libros de fotografía no existían. Cuando hicimos el primero con Alicia D’Amico (“Buenos Aires”, de 1968) fue una epopeya”, contó sobre aquel trabajo, que actualmente forma parte del Museo Nacional de Bellas Artes, institución a la que donó toda su colección al cumplir 90 años en 2022.

Antes de mi época, los libros de fotografía no existían. Cuando hicimos el primero con Alicia D’Amico fue una epopeya.”

Sara Facio, fotógrafa feminista
Los muchachos peronistas, Sara Facio, 1974
Los muchachos peronistas, Sara Facio, 1974

En la lista de celebridades que fueron fotografiadas por Sara se cuentan también Ernesto Sábato, Pablo Neruda, Gabriel García Márquez, Alejo Carpentier, Mario Vargas Llosa, Octavio Paz, Alejandra Pizarnik y por supuesto María Elena Walsh, quien fue su pareja durante décadas.

No es todo, claro. Estuvo presente con su cámara Leica en la despedida que el pueblo le realizó a Juan Domingo Perón al fallecer en julio de 1974. Y en innumerables eventos con trabajos publicados en diarios y revistas argentinos y de todo el mundo. Su mirada por aquí y por allá, siempre.

Facio estaba muy orgullosa de haber dirigido la Fotogalería del Teatro San Martín de Buenos Aires, el primer espacio dedicado a la disciplina, donde presentó más de 160 exposiciones con sus catálogos. Y a finales de los 70 fue fundadora del Consejo Argentino de Fotografía.

Durante los últimos años le dedicó tiempo y amor a la Fundación María Elena Walsh, para proteger y extender el legado de su compañera de vida. Se conocieron en 1955, en 1965 forjaron su amistad y en 1975 comenzaron la convivencia. “Sara es mi gran amor, que no se desgasta”, la definió la escritora.

María Elena Walsh, por Sara Facio, 1971
María Elena Walsh, por Sara Facio, 1971

Facio había nacido el 18 de abril de 1932 en San Isidro, se graduó en la Escuela Nacional de Bellas Artes en 1953 y obtuvo una beca del gobierno de Francia para visitar París, lo que inició formalmente una vida de trabajo.

“Lo que yo hago en fotografía es para lograr que el día que me muera no digan que se murió una vaca sino que se murió una persona que vio eso. Y lo que yo vi está en mis fotos», comentó Sara.

Autorretrato, Sara Facio, 1968
Autorretrato, Sara Facio, 1968

Y ahí está su obra, para todas y todos, ya eterna.

spot_imgspot_img
spot_imgspot_img

Novedades

spot_imgspot_img

Te puede interesar

Madres Protectoras: crónica de la impunidad judicial

En los Tribunales de Lomas de Zamora, esperábamos el...

¡Subite al tren!

En la función pública los días son minutos, los...

“¡Una vez más decimos Orgullo Matanza!”

“Reivindico mi derecho a ser un monstruo y que...