martes, junio 25, 2024
martes, junio 25, 2024

Marielle Franco: semilla y fruto del movimiento de mujeres negras en Brasil

.

El 14 de marzo se cumplieron 5 años del crimen político de Marielle Franco, socióloga feminista y política brasileña. Recordamos y reivindicamos su lucha, que también es nuestra lucha, en esta entrevista a Iara Amora dos Santos, asesora de Marielle que actualmente trabaja con Mónica Benicio (viuda de Franco y actual concejala de Río de Janeiro).

.- Iara, ¿cómo conociste a Marielle y qué te llevó a trabajar con ella?

.- Conocí a Marielle cerca de 10 años antes de que iniciara su mandato como concejala de Río de Janeiro. Trabajé durante más de 15 años en la organización de la Casa de la Mujer Trabajadora que queda en la capital de Río. La conocí a partir de su aproximación al movimiento feminista y de mujeres de Río, a partir de que ella asumió como asesora parlamentaria del diputado Marcelo Frexio por el Partido Socialismo y Libertad (PSOL), del cual ella había sido una de sus fundadoras.

Freixo fue un diputado importante en relación al enfrentamiento a las milicias* de Río de Janeiro y la lucha por los derechos humanos y era presidente de la comisión de Derechos Humanos de la Asamblea Legislativa de Río de Janeiro.

Marielle trabajaba con él principalmente en la Comisión de Derechos Humanos. Uno de los trabajos que hacía ella era el de articulación con los movimientos feministas. Siempre acompañaba las actividades, las acciones, cuando había que presentar algún proyecto importante y cuando se atacaban los derechos de las mujeres.

En 2017 yo estaba volviendo de mi licencia por maternidad y participé en la campaña de Marielle acompañando las diversas actividades. Luego de eso recibí su invitación para integrar su equipo como asesora del área de género.

marielle-franco-feminista-brasileña

.- ¿Por qué pensás que la mataron?

.- Es una pregunta muy difícil. En cuanto a la investigación sobre los motivos del crimen, no tenemos acceso a esa información. En términos políticos, creo que es importante destacar que Brasil es uno de los países que más mata defensores de los derechos humanos en el mundo. Es lógico que Marielle se haya transformado en el símbolo mundial pero hay que contextualizar, porque infelizmente su muerte no fue una cosa excepcional sino cotidiana.

Obviamente hay peculiaridades en su crimen. Marielle fue una concejala electa asesinada en una de las principales ciudades de Brasil, Río de Janeiro. Eso no es común en Brasil.

Creo que Marielle cargaba muchos símbolos, en su lucha y en su cuerpo mismo.

Era una mujer oriunda de una favela [N. de R: villa], negra, que se relacionaba con otras mujeres, pertenecía al colectivo LGTB, que había sido madre en la adolescencia. Además de todas estas cuestiones personales, tenía un modo de hacer política que enfrentaba al sistema. Era una mujer socialista, fundadora del PSOL de Río que peleaba contra las desigualdades de género, raciales y LGBT.

Ocupaba espacios de poder que no estaban previstos para personas como ella. Marielle incomodaba. No querían que estuviera allí donde estaba. Y era un cuerpo posible de ser matado: un cuerpo de mujer negra, LGBT, “no generaría grandes repercusiones”.  Como ejemplo, Marcelo Freixo- tres veces diputado estadual, hombre, blanco, de clase media- que ha tenido también un gran enfrentamiento a las milicias ha tenido numerosas amenazas de muerte pero ninguna se concretó.

Entonces: creyeron que no habría movilización por la muerte de Marielle pero la respuesta fue exactamente contraria. La gente no tolera más este tipo de intimidaciones. Desde que asesinaron a Marielle, por el contrario, ha crecido el número de mujeres negras y del colectivo LGBT electas. Tenemos diputades trans a nivel federal. Creció nuestra ocupación de los espacios de poder.

Creyeron que no habría movilización por la muerte de Marielle pero la respuesta fue exactamente contraria. La gente no tolera más este tipo de intimidaciones”.

Iara Amora dos Santos, asesora de Marielle Franco

.– Me gusta pensar en la idea de personas que perduran gracias a sus ideas. Recuerdo conocer a Marielle un día que llevaba puesta una remera que decía “Diversas pero nunca dispersas”. ¿Qué semillas dejó plantadas Marielle? ¿Qué de su lucha y objetivos perdura?

Marielle es semilla pero también es fruto de la lucha de muchas mujeres que vinieron antes. Marielle era una militante que luchó también por el derecho de las personas de las favelas a acceder al ingreso a los cursos preparatorios para las universidades, también trabajó en organizaciones no gubernamentales además de movimientos feministas. Creo que es importante para todas y todos que Marielle no se transforme en un ícono inalcanzable: ella es semilla pero también es fruto de los movimientos sociales, de todas las organizaciones de mujeres negras, socialistas y de favelas por donde transitó, que propiciaron que ella tuviese su militancia y trayectoria política. Es fruto de ese caldo y ha dejado muchas semillas. Estos 5 años nos encuentran con mucha movilización y sensibilidad nacional e internacional. La primera semilla de Marielle emerge como respuesta: a pesar de la política de muerte, no nos van a volver a intimidar. Toda movilización en torno al asesinato de Marielle tiene esa dimensión: la importancia de nuestra ocupación de los espacios de poder.

¡Los cuerpos de las mujeres, de las mujeres negras y LGBT no son descartables! En este nuevo aniversario, y cada día, decimos, junto con nuestras hermanas brasileñas: ¡Ni un paso atrás! Justicia feminista para Marielle Franco.


* Las milicias están compuestas por militares en actividad o retirados, como la Policía Militar o el cuerpo de bomberos entre otros. Actúan principalmente generalmente en favelas y otros territorios vulnerables, sobre los que ejercen- mediante la violencia y el miedo- un control económico de facto: cobran tasas, ofrecen servicios (como el gas) que debería prestar el Estado.
Foto de Portada: Pexels

spot_imgspot_img
spot_imgspot_img

Novedades

spot_imgspot_img

Te puede interesar